Cantinero de Texas acusado después de sobre servir a conductor ebrio que mató a cuatro personas

Gil García, de 58 años, fue acusado de vender alcohol a una persona intoxicada y encarcelado en...
Gil García, de 58 años, fue acusado de vender alcohol a una persona intoxicada y encarcelado en la Cárcel del Condado de Galveston.(KWTX)
Publicado: 29 sep 2022, 12:34 GMT-5
Envíe Este Enlace Por Correo Electrónico
Compartir en Pinterest
Compartir en LinkedIn

GALVESTON, Texas (KWTX) - Agentes de la Comisión de Bebidas Alcohólicas de Texas arrestaron a un hombre en Galveston el lunes, acusado de servir “indebidamente” a un cliente involucrado en un choque mortal que dejó cuatro personas muertas en agosto.

Gil García, de 58 años, fue acusado de vender alcohol a una persona ya intoxicada. Garcia se encuentra arrestado en la Cárcel del Condado Galveston.

Según la unidad Target Responsibility for Alcohol-Connected Emergencies (TRACE) de TABC, García fue identificado como un empleado de Gloria’s Lounge en la 4126 Avenida sur en Galveston.

Una investigación supuestamente reveló que García estaba trabajando como cantinero la noche del 6 de agosto cuando un conductor ebrio chocó con un carrito de golf y mató a cuatro pasajeros.

Las víctimas, de 4, 14, 25 y 49 años de edad, eran miembros de una familia que visitaba la isla de Galveston de vacaciones.

“Este trágico caso ilustra por qué es tan importante que los minoristas de bebidas alcohólicas tomen medidas para evitar las ventas a clientes que muestren signos de intoxicación”, dijo el director ejecutivo de TABC, Thomas Graham.

“Las empresas pueden ayudar a prevenir accidentes mortales siguiendo la ley y educando a los empleados sobre cómo identificar signos de intoxicación. Las empresas que se descubra que han contribuido a lesiones graves o la pérdida de vidas serán responsables”.

Las personas condenadas por vender alcohol a una persona intoxicada podrían enfrentar una multa de no más de $500 y hasta un año de cárcel.

Las empresas que se encuentren en infracción podrían enfrentarse a medidas administrativas de la TABC, incluida una multa o una suspensión temporal de su licencia o permiso de alcohol.

El caso penal sigue siendo investigado por el Departamento de Policía de Galveston y la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Galveston. Sigue pendiente un caso administrativo de la TABC contra Gloria’s Lounge.